Una estancia involvidable

Borgo Gallinaio Relais se asoma a un panorama impresionante sobre los alrededores de Siena, ciudad joya renombrada en el mundo por su riqueza artística y de la tradición. Un pedazo de paraíso en las dulces colinas del Chianti que enmarcan un paisaje de luminosa belleza.

Finamente restaurado, el Borgo conserva en propios ambientes la misma elegante atmósfera de antaño. Desde esto pedazo de paraíso sobre la linea del horizonte se distinguen los dulces “poggi” (cerros) de la campaña de Siena. En Borgo Gallinaio se vive una dimensión que evoca el pasado, refinado y precioso hogar rodeado de una campaña incorrupta donde la única voz es la naturaleza.

Ahora esta finca es uno de los más exclusivos lugares de estancia y ofrece a sus huéspedes una experiencia única.

Los edificios se fusionan con el paisaje circundante haciendolo más valioso y dentro, elegentes mobiliarios de design perfectamente integrados dan un sabore internacional.

Habitaciónes